• Pueblos indígenas en Japón

    Pueblos indígenas en Japón

El Mundo Indígena 2021: Japón

Los dos pueblos indígenas de Japón, los Ainu y los Okinawenses, viven en las islas ubicadas en los extremos norte y sur del archipiélago del país. El territorio Ainu se extiende desde la isla Sakhalin y las islas Kuriles (todas actualmente en territorio ruso) hasta la parte norte del Japón contemporáneo, incluyendo la totalidad de la isla de Hokkaido, la cual fue incorporada unilateralmente al Estado japonés en 1869. Aunque la mayoría de los Ainu aún vive en Hokkaido, durante la segunda mitad del siglo XX, decenas de miles emigraron a los centros urbanos de Japón para trabajar y escapar de la discriminación que prevalecía más en la isla. Desde junio de 2008, los Ainu son reconocidos oficialmente como un pueblo indígena de Japón. Las encuestas gubernamentales más recientes indican que la población Ainu es de 13.118 personas en Hokkaido (2017) y 210 personas en el resto de Japón (2011), aunque los expertos calculan que la población real es mucho mayor.[1]

Los Okinawenses o Ryukyuenses viven en las islas Ryūkyū, que constituyen la prefectura actual de Okinawa. Hablan varios grupos de lenguas indígenas y poseen rasgos culturales distintos. Japón colonizó las islas Ryūkyūs en 1879 pero posteriormente cedió las islas a Estados Unidos a cambio de su independencia después de la Segunda Guerra Mundial. En 1972, las islas fueron reincorporadas al Estado japonés y los Okinawenses se convirtieron en ciudadanos japoneses. En la isla de Okinawa viven 1.1 millones de los 1.4 millones de Okinawenses que habitan las islas Ryūkyūs. El Gobierno japonés no reconoce a los Okinawenses como pueblo indígena.

Japón ha adoptado la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, aunque no reconoce el derecho incondicional a la autodeterminación. No ha ratificado el Convenio 169 de la OIT.

Tras la aplicación de la Nueva Ley Ainu en 2019,[2] el pueblo ainu volvió a ser el centro de atención de los medios de comunicación japoneses en 2020 debido a la apertura en julio de un nuevo Museo Nacional de los Ainu (el Museo y Parque Nacional Ainu Upopoy, en adelante “Upopoy”). Sin embargo, siguen existiendo muchos problemas para avanzar en la política indígena, especialmente en lo que se refiere a los derechos de autodeterminación y consentimiento libre, previo e informado (CLPI).

En cuanto al impacto de la pandemia de COVID-19, si bien no ha habido informes de muertes entre los Ainu de Japón, al igual que los miembros de cualquier otra sociedad, las comunidades ainu de Hokkaido se han enfrentado a graves problemas económicos para mantener sus medios de vida. Teniendo en cuenta, en particular, que la industria del turismo desempeña un papel importante en la economía de Hokkaido, los Ainu que se dedican a negocios relacionados con el turismo a pequeña escala se han visto muy afectados.[3] Además, a pesar de que nos encontramos en una coyuntura crítica en lo que se refiere a la presión contra las deficiencias de la política ainu establecida en la Nueva Ley Ainu y el funcionamiento del Upopoy, el debate público crítico sobre estos acontecimientos se ha visto prácticamente paralizado por los efectos del COVID-19.[4]

Museo y Parque Nacional Ainu de Upopoy

Tras la evolución de la política de los derechos de los Ainu en Japón a raíz del voto del Gobierno japonés a favor de la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas en 2007, y el reconocimiento oficial de los Ainu como pueblo indígena de Japón en 2008, el Consejo para la Promoción de la Política Ainu, presidido por el gabinete, propuso en 2009 la creación de un “espacio simbólico para la armonía étnica”. Una década más tarde, en julio de 2020, esta propuesta se concretó con la apertura del Museo y Parque Nacional Ainu Upopoy en la ciudad de Shiraoi, Hokkaido, bajo la gestión de la Fundación para la Promoción e Investigación de la Cultura Ainu.[5]

El Upopoy, cuya construcción ha costado más de 182 millones de USD,[6] es la primera instalación nacional que honra a los Ainu, y su objetivo es promover la cultura ainu y sensibilizar al público sobre los Ainu. El Upopoy está construido en el antiguo emplazamiento del Museo Ainu de Shiraoi, que era gestionado de forma independiente y privada por una asociación general ainu. En términos de tamaño, el nuevo museo nacional supera ahora al de la exposición Ainu del Museo de Hokkaido en Sapporo, gestionado por la prefectura de Hokkaido. El complejo de Upopoy tiene más de 100.000 metros cuadrados y comprende tres áreas para mostrar y preservar la cultura ainu: un edificio del Museo Nacional, un museo al aire libre del Parque Nacional de Armonía Étnica y una instalación conmemorativa para albergar los restos ancestrales ainu.[7] El Hokkaido Shimbun recopiló datos basados en los resultados de la encuesta de 2019 del Ministerio de Educación, Cultura, Deportes, Ciencia y Tecnología (MEXT). El informe del Ministerio de 2019 mostró que había unos 1.574 restos humanos ainu almacenados en 12 universidades de todo el país. Algunos de ellos fueron repatriados a petición de particulares y comunidades. La instalación conmemorativa de Upopoy alberga los restos humanos de 1.323 individuos ainu y 287 cajas de restos agregados, y ha sido elegida como “lugar de descanso temporal” para estos antepasados hasta que puedan ser repatriados a sus comunidades de origen, previa solicitud.[8] El reto que supone la repatriación de los restos humanos de los Ainu arroja luz sobre las investigaciones altamente problemáticas y poco éticas realizadas por investigadores en los siglos XIX y XX.

Como primer paso para aumentar la conciencia sobre los Ainu, así como para ofrecer oportunidades a los ainu de obtener un empleo que les permita practicar su cultura, el museo ha sido bien recibido por algunos ainu.[9] Sin embargo, los activistas ainu también han criticado al Upopoy, pues consideran que la “cultura” que allí se expone no es auténtica,[10] que la información que se comparte no refleja suficientemente la naturaleza colonial de la historia ainu,[11] que las voces de las comunidades ainu locales no se han reflejado plenamente en la planificación y creación de las exposiciones, [12] que la presencia de la instalación conmemorativa por sí sola no sustituye a una disculpa por parte de las universidades[13] por el dolor y la pena causados por la investigación altamente problemática y poco ética de los restos humanos ainu,[14] y que el proceso de repatriación apoyado por la instalación conmemorativa es insuficiente.[15]

Falta de autodeterminación y de consentimiento libre, previo e informado

Mientras tanto, más allá de las cuestiones planteadas por la participación de los Ainu en el funcionamiento y la gestión de la Upopoy, la principal deficiencia de la Nueva Ley Ainu, concretamente que el Gobierno japonés aún no ha reconocido la autodeterminación de los Ainu como un derecho propio,[16] sigue siendo criticada por los activistas ainu. En 2020, salieron a la luz varias cuestiones importantes.

En primer lugar, continúan las disputas sobre el derecho inherente de los Ainu a utilizar libremente sus tierras y recursos para el desarrollo de su propia comunidad. Aunque estas cuestiones giran actualmente en torno a los derechos de pesca fluvial, lo que está en juego, en última instancia, es el restablecimiento del derecho de los Ainu a la autodeterminación sobre los territorios y recursos que les fueron arrebatados durante los procesos de colonización e incorporación al Estado japonés.[17]

Los cargos penales presentados contra el pescador ainu Hatakeyama Satoshi[18] por capturar salmón sin permiso previo en septiembre de 2018 fueron finalmente suspendidos por el Tribunal del Distrito de Asahikawa en julio de 2020. Hatakeyama, de 79 años, ha sufrido desde entonces un derrame cerebral y ha estado en el hospital desde la primavera de 2020. Se desconoce el motivo de la suspensión de los cargos, pero es de suponer que su presentación ante el tribunal habría provocado una considerable publicidad negativa para la prefectura de Hokkaido y el Estado japonés.[19] Sin embargo, el hecho de que se haya suspendido la acusación en lugar de retirarla sigue arrojando una amenaza sobre nuevas protestas de los Ainu por la pesca, ya que siguen siendo acciones potencialmente “ilegales”. Mientras tanto, los partidarios ainu y no ainu de Hatakeyama están reuniendo peticiones para presentarlas al gobernador de Hokkaido con el fin de que rectifique esta situación.

Mientras tanto, otra organización ainu, la Nación Rahoro Ainu de la ciudad de Urahoro (antes Asociación Ainu de Urahoro), ha tomado un camino diferente en la lucha por restaurar sus derechos a los recursos. En un giro histórico que pone en primer plano todo el proceso histórico de anexión y colonización de Hokkaido, la Nación Rahoro ha presentado un litigio contra el Estado japonés y la prefectura de Hokkaido para confirmar que sus derechos de explotación fluvial nunca han sido extinguidos históricamente por la legislación japonesa.[20] Está por ver cómo se desarrollará este litigio, pero si se reconoce el argumento central de los demandantes de que sus derechos permanecen intactos, podría llevar al reconocimiento de una serie de derechos comunales ainu. Se espera que el Gobierno luche con uñas y dientes para negar la reclamación de los demandantes.

En lo que constituye una afrenta al derecho al CLPI, dos municipios de Hokkaido, la ciudad de Suttsu y la aldea de Kamuynai, presentaron, en octubre, su solicitud para convertirse en posibles emplazamientos de eliminación de residuos nucleares sin consultar al pueblo ainu. Grupos de ciudadanos, entre los que se encuentran miembros de la etnia ainu, han presentado declaraciones a los alcaldes de los dos municipios[21] denunciando las decisiones de las autoridades municipales e indicando que éstas constituyen una violación del CLPI. Dado que ni la prefectura de Hokkaido ni el Estado japonés mencionaron siquiera a los Ainu en sus intercambios con los dos municipios; este asunto también arroja luz sobre la cuestión de la intervención de la prefectura y el Estado nacional en aras de los derechos indígenas locales. [22]

El COVID-19 en Okinawa

En 2020, el COVID-19 trajo consigo diversas dificultades para los habitantes de Okinawa, al igual que para otros pueblos indígenas de todo el mundo. Después de que se registrara el primer caso en las islas en febrero, los aumentos posteriores[23] hicieron que, en agosto, el número de casos confirmados por cada 100.000 habitantes en Okinawa fuera superior a la media nacional, y siguió creciendo a partir de entonces.[24] Se supone que una de las razones de esto son los viajes hacia y desde Okinawa, estimulados por la política turística del Gobierno nacional que comenzó en julio para impulsar la deprimida economía, como también señaló el gobernador de Okinawa.[25] Una preocupación adicional en este sentido es la infección secundaria a través del personal militar estadounidense en Okinawa.[26] A pesar del aumento del número de casos positivos en las bases,[27] las autoridades militares estadounidenses sólo compartieron información limitada sobre ellos, por ejemplo, ocultando información sobre las rutas de transmisión. Además, según los medios de comunicación, no todo el personal militar se sometió a las pruebas de COVID-19 al entrar en Okinawa hasta finales de julio.[28]

Al igual que en otras partes del mundo, el COVID-19 ha afectado muchos de los planes de la agenda de derechos humanos, ya que numerosos encuentros, reuniones o eventos tuvieron que ser pospuestos o reducidos. Por ejemplo, se pospusieron las fechas de los juicios sobre la repatriación de restos humanos ancestrales y se redujo considerablemente el número de plazas públicas en los juicios abiertos.[29] Sin embargo, la migración de algunos actos a Internet, como el simposio sobre las bases militares estadounidenses celebrado en diciembre, que reunió a ponentes de Okinawa y Tokio, puede haber contribuido a llegar a un público más amplio y a ampliar las alianzas.[30]

Disputas sobre la indigeneidad

Una de las cuestiones importantes que se arrastraron de años anteriores fue la disputa sobre si los okinawenses son pueblos indígenas. En particular, varios gobiernos locales de Okinawa, así como la isla principal de Japón que recibió la petición, han adoptado resoluciones sobre este asunto en los últimos años. Piden al Gobierno de Japón que colabore con los órganos de los tratados de derechos humanos, como el Comité para la Eliminación de la Discriminación Racial y el Comité de Derechos Humanos, para convencerles de que retiren sus recomendaciones que reconocen a los okinawenses como pueblos indígenas. En respuesta a una de las últimas resoluciones de este tipo adoptadas por el Consejo de la Ciudad de Ginowan (GCC) en diciembre de 2019, el Consejo de Todos los Derechos Humanos de Okinawa emitió una declaración en noviembre de 2020 en la que criticaba la resolución del GCC por su falta de comprensión del derecho internacional de los derechos humanos y por tratar la noción de pueblos indígenas basándose en distinciones biológicas y no como titulares de derechos colectivos en virtud del derecho internacional.[31] Durante 2020, también se publicaron en los periódicos locales varias opiniones individuales y editoriales sobre el tema, tanto en apoyo de las recomendaciones de los órganos de tratados de la ONU como en contra de ellas, lo que estimuló el debate sobre la noción de pueblos indígenas en las islas Ryūkyū.[32]

Bases militares estadounidenses

Otra lucha en curso fue contra las bases militares estadounidenses en Okinawa, especialmente en relación con el plan del Gobierno japonés de construir una nueva base en Henoko. En particular, las obras de recuperación de tierras para la base, que comenzaron en diciembre de 2018, continuaron durante 2020 con sólo una suspensión de dos meses, de abril a junio, a causa del COVID-19.[33] El Gobierno de Japón sigue adelante con el plan,[34] ignorando la oposición de los habitantes de Okinawa, expresada especialmente a través de un referéndum local celebrado en febrero de 2019 en el que más del 70 % de los votos fueron contrarios a la construcción.[35] Los manifestantes han continuado con sus sentadas para oponerse a la construcción, sumando un total de 6.000 días en septiembre.[36] Entre los múltiples casos judiciales,[37] el Tribunal Supremo de Japón falló a favor del Gobierno japonés en marzo, desestimando la demanda de la prefectura de Okinawa que buscaba detener las obras del vertedero. En noviembre, el Tribunal del Distrito de Naha[38] también rechazó otra demanda de la prefectura de Okinawa, que apeló al tribunal superior en diciembre.[39]

En este contexto, cabe destacar que los jóvenes de Okinawa se han posicionado activamente en contra de estas cuestiones, especialmente de la construcción de una nueva base en Henoko. Por ejemplo, el referéndum local de 2019 en el que se cuestiona el plan fue propuesto y promovido por uno de los jóvenes de Okinawa, Jinshiro Motoyama, que a lo largo de los años ha dado muchas charlas sobre este asunto por todo Japón, incluso este año.[40] Él y un grupo de otros jóvenes de Okinawa también presentaron la petición a los gobiernos locales tanto de Okinawa como de la isla principal de Japón, solicitando que respeten el resultado del referéndum y detengan la construcción.[41] La petición ha sido aprobada por varios gobiernos locales, incluida la Asamblea de la Prefectura de Okinawa en marzo de 2020.[42] Para ofrecer una visión histórica más clara, un joven activista de Okinawa también ha elaborado videos en YouTube sobre el tema.[43] Además, en febrero, 40 estudiantes de la Universidad Internacional de Okinawa enviaron sus cartas al Secretario General de la ONU, António Guterres, invitándole a visitar las islas y ver la situación de los derechos humanos allí.[44]

Movimiento de repatriación

La repatriación de los restos humanos de Okinawa también es un tema en curso. En 2020, se celebraron las 5º, 6º y 7º audiencias en la demanda contra la Universidad de Kioto,[45] presentada en diciembre de 2018, relativa a los restos humanos tomados por antropólogos a principios del siglo XX.[46] Haciendo referencia al artículo 12 de la Declaración de la ONU sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, los demandantes del caso han exigido la repatriación de sus restos ancestrales. La Universidad de Kioto, el demandado, niega la indigeneidad de Okinawa y, por tanto, rechaza la demanda de repatriación de los restos humanos en cuestión.[47] En julio de 2020, mientras se desarrollaba la batalla en los tribunales, la Junta de Educación de la Prefectura de Okinawa midió e investigó 63 conjuntos de restos humanos transferidos desde la Universidad Nacional de Taiwán en marzo de 2019. La Junta está integrada en un sistema burocrático japonés y la investigación se llevó a cabo a pesar de las peticiones de repatriación y reentierro aéreo de las familias en duelo.[48] Además, en octubre, el centro de investigación dependiente de la Junta que custodiaba estos restos rechazó la petición de varios okinawenses de realizar el ritual para sus antepasados en el centro.[49]

El 1 de diciembre, en la reunión regional virtual del Pacífico y Asia dentro de la 13º sesión del Mecanismo de Expertos de la ONU sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, el profesor Yasukatsu Matsushima leyó una declaración conjunta en nombre de dos organizaciones de derechos indígenas, Nirai Kanai nu Kai[50] y el Centro Shimin Gaikou, a este respecto. La declaración dice: “El robo de tumbas, el almacenamiento y la investigación de los restos humanos de nuestros antepasados por parte de instituciones académicas han dañado profundamente nuestras prácticas funerarias, nuestro mundo espiritual, nuestra paz mental y nuestra dignidad como pueblos”, afirmando la violación de sus derechos humanos como pueblos indígenas.[51]

Otros incidentes

En 2020 también se celebraron múltiples eventos para contribuir a la concienciación sobre las cuestiones de derechos humanos en Okinawa. Por ejemplo, en febrero se celebró por primera vez en Okinawa la 34º Asamblea de Formación e Investigación sobre Derechos Humanos. Los ponentes y los participantes, más de 1.000 personas, debatieron sobre diversas cuestiones de derechos humanos en torno a las islas, tales como la discriminación estructural, la asimilación histórica y la violencia sexual.[52] Ese mismo mes, la Universidad de Meio celebró un simposio internacional sobre la revitalización de las lenguas okinawenses y la educación cultural.[53]

Las luchas en curso por los derechos humanos continuarán en 2021. Los impactos del COVID-19 persistirán y es necesario seguir trabajando para abordar diversas preocupaciones, como la construcción de la nueva base en Henoko, la repatriación de los restos humanos, así como la disputa sobre la indigeneidad de los okinawenses.

La Dra. Kanako Uzawa es una investigadora Ainu, defensora de los derechos de los Ainu y miembro de la Asociación de Rera en Tokio. Recientemente cursó su doctorado en la Universidad Ártica de Noruega sobre las experiencias urbanas de los Ainu con un marco de indigenismo diaspórico, planteando la cuestión de lo que significa ser indígena en una ciudad. Kanako también es miembro del consejo editorial de AlterNative: An International Journal of Indigenous Peoples in Aotearoa New Zealand.

Jeff Gayman es profesor titular de la Escuela de Educación y de la Facultad de Investigación de Medios y Comunicación de la Universidad de Hokkaido, donde su investigación se centra en cuestiones de capacitación de los Ainu en el ámbito educativo. Lleva más de una década apoyando la defensa de los derechos de los Ainu.

Fumiya Nagai es candidato a doctor en el Departamento de Antropología de la Universidad de Columbia Británica, donde su investigación se centra en los derechos humanos de los pueblos indígenas. También es vicepresidente del Centro Shimin Gaikou, una ONG internacional de derechos humanos que trabaja con los pueblos indígenas de Japón y apoya su defensa de los derechos humanos.

Este artículo es parte de la 35a edición de El mundo indígena, un resumen anual producido por IWGIA que sirve para documentar e informar sobre los desarrollos que han experimentado los pueblos indígenas. Encuentra El Mundo Indígena 2021 completo aquí

Notas y referencias

[1] La cifra de la población de Hokkaido se tomó de la Encuesta sobre los Medios de Subsistencia de los Ainu de 2017, llevada a cabo por el gobierno de la prefectura de Hokkaido en cooperación con la Asociación Ainu. Hokkaido Government, Environment and Lifestyle Section. 2017. “Hokkaido Ainu Survey on Livelihood Report”. Consultado el 10 de enero de 2019: http://www.pref.hokkaido.lg.jp/ks/ass/H29_ainu_living_conditions_survey_digest.pdf

La cifra de la población del resto de Japón se tomó de la Encuesta sobre los Medios de Subsistencia de los Ainu fuera de Hokkaido de 2011, llevada a cabo por el Consejo para la Promoción de Políticas Ainu. 2011. “Non-Hokkaido Ainu Survey on Livelihood Report”. Consultado el 10 de enero de 2019: https://www.kantei.go.jp/jp/singi/ainusuishin/dai3/haifu_siryou.pdf. Muchas personas con ascendencia Ainu no se identifican públicamente como Ainu debido a la discriminación y al estigma que existen en la sociedad japonesa. Observadores Ainu calculan que, en realidad, entre 100.000 y 300.000 personas tienen ascendencia Ainu, de las cuales 5.000 viven tan solo en la región de Kanto. Véase la parte principal del informe para mayor información sobre la encuesta de 2017.

[2] Gayman, Jeff, y Kanako Uzawa. “Japan” (Japón). En El Mundo Indígena 2020, editado por Dwayne Mamo, 267-273. Copenhague: IWGIA, 2020. Disponible en https://iwgia.org/images/yearbook/2020/IWGIA_The_Indigenous_World_2020.pdf

[3] Kimura, Fumio, en nombre del Grupo de Ciudadanos por los Restos Ancestrales de Biratori, la Asociación Ainu de Monbetsu, la Alianza para la Consecución de los Derechos de los Ainu (=Seres Humanos), la Alianza de Ciudadanos para el Examen de la Política Ainu, la Escuela de la Libertad de Sapporo “YU”. Declaración de los Ainu de Hokkaido en la 13º sesión de la Reunión Regional Virtual de Asia y el Pacífico del MEDPI, 2 de diciembre de 2020. Disponible en https://www.ohchr.org/Documents/Issues/IPeoples/EMRIP/Session13/submissions/AP/2020-12-01-statement-hokkaido-ainu.pdf

[4] Kimura, Ibid.

[5] Museo y Parque Nacional Ainu de Upopoy. “About Upopoy” (Sobre Upopoy). Consultado el 10 de enero de 2021. Disponible en https://ainu-upopoy.jp/about/

[6] Bassetti, Francesco. “Japan opens the Upopoy Museum, the first dedicated to Ainu indigenous identity” (Japón abre el Museo Upopoy, el primero dedicado a la identidad indígena ainu). Lifegate, 22 de julio de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://www.lifegate.com/upopoy-museum-ainu-japan

[7] Bassetti, Ibid.

[8] Hokkaido Shimbun. “Ainu repatriation stalled 202 bodies and 59 boxes in 8 universities stakeholders demand more positive involvement from State one year after aggregation of remains at Upopoy” (Estancada la repatriación de los Ainu: 202 cuerpos y 59 cajas en 8 universidades. Los interesados exigen una implicación más positiva del Estado un año después de la agregación de los restos en Upopoy). Prensa del Hokkaido Shimbun, 27 de diciembre de 2020. Disponible en

https://www.hokkaido-np.co.jp/article/496226

[9] Ukaji, Shizue. “La cuestión es cómo fomentar mejor el Upopoy”. Número especial: ¿Cómo ven los Ainu el 'Upopoy'? Gekkan Ki. Tokio: Fujiwara Shoten, p.2

[10] Bassetti, Francesco. “Japan opens the Upopoy Museum, the first dedicated to Ainu indigenous identity” (Japón abre el Museo Upopoy, el primero dedicado a la identidad indígena ainu). Lifegate, 22 de julio de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://www.lifegate.com/upopoy-museum-ainu-japan

[11] Hokkaido Shimbun. “Symposium on Upopoy, Sapporo. Face history, transmit culture” (Simposio sobre Upopoy, Sapporo. Enfrentarse a la historia, transmitir la cultura). Prensa del Hokkaido Shimbun, 25 de agosto de 2020. Artículo original en los archivos del autor.

[12] Hokkaido Shimbun, Ibid.

[13] Se dice que los restos humanos de unos 200 antepasados ainu se encuentran en varias universidades y museos de todo Japón, al menos en parte, porque algunos descendientes se negaron a permitir que las universidades los transfirieran al centro conmemorativo de Upopoy. La cuestión de la falta de disculpas oficiales por parte de estas universidades es un problema relacionado.

[14] Hokkaido Shimbun. “Ainu people claim “Japanese State violates rights” (El pueblo ainu afirma que el Estado japonés viola sus derechos). Cuatro organizaciones hacen una declaración en la conferencia en línea de la ONU. Prensa del Hokkaido Shimbun, 2 de diciembre de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://www.hokkaido-np.co.jp/article/487337

[15] Hokkaido Shimbun, Ibid.

[16] Gayman, Jeff, y Kanako Uzawa. “Japan” (Japón). En El Mundo Indígena 2020, editado por Dwayne Mamo, 267-273. Copenhague: IWGIA, 2020. Disponible en https://iwgia.org/images/yearbook/2020/IWGIA_The_Indigenous_World_2020.pdf

[17] Centro de Estudios de Políticas Medioambientales y de Minorías (CemiPos), Alianza Ciudadana para el Examen de la Política Ainu, Asociación Ainu Monbetsu, Escuela de la Libertad de Sapporo. 2 de diciembre de 2020. Presentación al Comité de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra para el Examen Periódico de Japón.Disponible en  https://docs.google.com/document/d/1pMd_aZkUZIJrpAdcDXdleXIOoFQ7uEfLq0nbrL2rHxc/edit

Véase también Basseti, Ibid, y Kimura, Ibid, p.1.

[18] Gayman, Jeff, y Kanako Uzawa. “Japan” (Japón). En El Mundo Indígena 2020, editado por Dwayne Mamo, 267-273. Copenhague: IWGIA, 2020. Disponible en https://iwgia.org/images/yearbook/2020/IWGIA_The_Indigenous_World_2020.pdf

[19] IPRI (Derechos de los Pueblos Indígenas Internacional). “Criminalising Rituals and Traditional Occupations: The Struggle of Ainu in Japan, A Century Hence” (Criminalización de los rituales y las ocupaciones tradicionales: La lucha de los Ainu en Japón, un siglo después). 9 de septiembre de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://indigenousrightsinternational.org/news-and-events/news-and-features/criminalising-rituals-and-traditional-occupations-the-struggle-of-ainu-in-japan-a-century-hence

[20] Asahi Shimbun. “Litigation for Indigenous title” “A turning point” “If discussion is deepened” (Litigio por el título indígena. Un punto de inflexión. Si se profundiza la discusión). 18 de agosto de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://www.asahi.com/articles/ASN8K7D8GN8KIIPE00Q.html

[21] Alianza Ciudadana para el Examen de la Política Ainu, Centro de Información Ainu de la Iglesia Cristiana de Japón, filial de Hokkaido, Consejo de Paz y Justicia Social de la Iglesia Católica, filial de Sapporo, Consejo de Paz de las Organizaciones Ecuménicas de Hokkaido. “Statement on the Decision of the Municipalities Regarding Nuclear Waste Disposal Facilities” (Declaración sobre la decisión de los municipios respecto a las instalaciones de eliminación de residuos nucleares). 5 October 2020. Disponible en https://ainupolicy.jimdofree.com/%E5%B8%82%E6%B0%91%E4%BC%9A%E8%AD%B0%E3%81%AE%E6%8F%90%E6%A1%88-%E5%A3%B0%E6%98%8E/%E6%A0%B8%E3%81%AE%E3%81%94%E3%81%BF-%E6%9C%80%E7%B5%82%E5%87%A6%E5%88%86%E5%A0%B4%E3%81%AE%E9%81%B8%E5%AE%9A%E3%82%92%E3%82%81%E3%81%90%E3%82%8B%E8%87%AA%E6%B2%BB%E4%BD%93%E3%81%AE%E6%B1%BA%E5%AE%9A%E3%81%AB%E9%96%A2%E3%81%99%E3%82%8B%E5%A3%B0%E6%98%8E/

[22] Centro de Estudios de Políticas Medioambientales y de Minorías (CemiPos), Alianza Ciudadana para el Examen de la Política Ainu, Asociación Ainu Monbetsu, Escuela de la Libertad de Sapporo. “Presentación al Comité de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra para el Examen Periódico de Japón.” 2 de diciembre de 2020. Disponible en https://docs.google.com/document/d/1pMd_aZkUZIJrpAdcDXdleXIOoFQ7uEfLq0nbrL2rHxc/edit

[23] Para una situación de transición de los casos de COVID-19 en Okinawa, véase: “Data on COVID-19 in Okinawa Prefecture” (Datos sobre la COVID-19 en la prefectura de Okinawa). NHK (Nippon Hoso Kyokai). Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://www3.nhk.or.jp/news/special/coronavirus/data/pref/okinawa.html

[24] “The number of the people infected in Okinawa per 100,000 population is higher than that of Tokyo... The first outbreak in Akita” (El número de infectados en Okinawa por cada 100.000 habitantes es superior al de Tokio... El primer brote en Akita). Yomiuri Shimbun, 8 de agosto de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://www.yomiuri.co.jp/national/20200807-OYT1T50283/

[25] “Expansion of COVID-19 in Okinawa 'GoTo is one of the factors,' the Governor Tamaki: Call to tourists for their health care” (Ampliación de la COVID-19 en Okinawa 'GoTo es uno de los factores', el gobernador Tamaki: Llamada a los turistas para su atención sanitaria). Okinawa Times, 24 de agosto de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://www.okinawatimes.co.jp/articles/-/621005; Tonaki, Morita. “Highest infection rate, government's 'man-made disaster': Clarified routes through GoTo and US military” (La tasa de infección más alta, el 'desastre provocado por el hombre' del gobierno: Aclaración de las rutas a través de GoTo y del ejército estadounidense). Okinawa Times, 20 de agosto de 2020. Impreso.

[26] Centro Nirai Kanai nu Kai y Shimin Gaikou. “Declaración conjunta” presentada en la 13.ª sesión de la Reunión Regional Virtual del MEDPI/Pacífico y Asia. 1 de diciembre de 2020. Disponible en http://shimingaikou.org/wp-content/uploads/2020/12/the-Joint-Statement-by-Nirai-Kainu-nu-Kai_SGC.pdf

[27] Handa, Shigeru. “People infected by COVID-19 in US military bases, arising in succession: 'Emergency' as no information provided with Japan” (Personas infectadas por COVID-19 en bases militares de EE. UU., que se suceden: “Emergencia”, ya que no se proporciona información con Japón). Gendai Business, 30 de marzo de 2020: https://gendai.ismedia.jp/articles/-/71457; “72 confirmed cases, the highest number per day, at US military bases in Okinawa: All traveled from the oversea, confirmed as positive after the quarantine” (72 casos confirmados, el mayor número por día, en las bases militares estadounidenses de Okinawa: Todos viajaron desde el extranjero, confirmados como positivos tras la cuarentena). Okinawa Times, 1 de diciembre de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. https://www.okinawatimes.co.jp/articles/-/671595

[28] Handa, op. cit; “'Okinawa is a paradise': Shallow sense of danger among the military personnel” ('Okinawa es un paraíso': Sensación superficial de peligro entre el personal militar). Okinawa Times, 9 de agosto de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. https://www.okinawatimes.co.jp/articles/-/614045. Sin embargo, en agosto, algunos de ellos podrían seguir entrando sin pruebas de infección. Véase Tonaki, op. cit.

[29] Centro Nirai Kanai nu Kai y Shimin Gaikou, op. cit.

[30] “2 years since the dirt dumped to Henoko, thinking about the military issues in Tokyo, 'the main island should direct their eyes to Okinawa” (2 años desde que la suciedad arrojada a Henoko, pensando en las cuestiones militares en Tokio, 'la isla principal debe dirigir sus ojos a Okinawa). Ryukyu Shimpo, 13 de diciembre de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://ryukyushimpo.jp/news/entry-1240976.html

[31] “Concerns on Okinawan councils working on the retreat of 'Recommendations on Indigenous peoples': Researchers' organisation says, 'They promote human rights abuses'” (Preocupación por los consejos de Okinawa que trabajan en el retiro de las 'Recomendaciones sobre los pueblos indígenas': La organización de investigadores dice que “promueven los abusos de los derechos humanos”). Ryukyu Shimpo, 8 de noviembre de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. https://ryukyushimpo.jp/news/entry-1221805.html. La declaración del Consejo de Todos los Derechos Humanos de Okinawa puede descargarse en: http://okinawahumanrights.blogspot.com/

[32] Por ejemplo, Hiroshi Nakachi. “Abe's era and Okinawa” (La era de Abe y Okinawa). Okinawa Times, 8 de septiembre de 2020. Impreso; “Governor's view, 'self-torment historical view'” (La visión del gobernador, 'visión histórica de auto-tormenta'). Okinawa Times, 25 de septiembre de 2020. Impreso; Uchimi, Shozo. “Rondan: Thinking about local governments' resolutions, accept 'UN recommendations'” (Rondan: Pensando en las resoluciones de los gobiernos locales, acepta las 'recomendaciones de la ONU'). Ryukyu Shimpo, 2 de noviembre de 2020.

[33] Okada, Shohei y Shinichi Fujiwara. “Restart of the Henoko construction stopped by COVID-19: The governor says, 'A huge regret'” (El reinicio de la construcción de Henoko se detiene por COVID-19: El gobernador dice: 'Un gran pesar'). Asahi Shimbun, 12 de junio de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://www.asahi.com/articles/ASN6D3SMRN6DTIPE002.html

[34] El nuevo Primer Ministro Suga, sustituido en septiembre, también mantiene el plan. Véase Oficina del Primer Ministro de Japón. “Discurso de política general del primer ministro Suga en la 203º sesión de la Dieta.” 26 de octubre de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://www.kantei.go.jp/jp/99_suga/statement/2020/1026shoshinhyomei.html

[35] “Editorial: 2 years since the dirt dumped into Henoko, the construction should be stopped immediately” (Editorial: 2 años desde el vertido de tierra en Henoko, la construcción debe detenerse inmediatamente). Ryukyu Shimpo, 15 de diciembre de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://ryukyushimpo.jp/editorial/entry-1241420.html

[36] “Sit-ins in Henoko for 6,000 days: Citizens' renewed resolution, continuing the protest” (Sentadas en Henoko durante 6.000 días: Resolución renovada de los ciudadanos, continuando la protesta). Ryukyu Shimpo, 22 de septiembre de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://ryukyushimpo.jp/news/entry-1195293.html. En junio de 2019, uno de los líderes de la protesta, Hiroji Yamashiro, recibió el Premio de la Paz de la Asociación de Estudios de la Paz de Japón.

[37] A finales de 2020, se habían producido nueve casos en total entre la prefectura de Okinawa y Japón.

[38] “Editorial: Supreme Court ruling on Henoko project defies common sense” (Editorial: La sentencia del Tribunal Supremo sobre el proyecto Henoko desafía el sentido común). The Asahi Shimbun, 31 de marzo de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en http://www.asahi.com/ajw/articles/13259428

[39] “Henoko trial: Decision rejecting the claim of Okinawa Prefecture at Naha District Court” (Juicio de Henoko: Decisión que rechaza la demanda de la Prefectura de Okinawa en el Tribunal de Distrito de Naha). Web de la NHK, 27 de noviembre de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://www3.nhk.or.jp/news/html/20201127/k10012734841000.html

[40] “Unconditional acceptance that the national security is difficult' on the land without the bases: The youth who led the local referendum in Okinawa, 'I believe that the people in the main island will act” ('Aceptación incondicional de que la seguridad nacional es difícil' en la tierra sin las bases: El joven que lideró el referéndum local en Okinawa, 'Creo que la gente en la isla principal actuará'). Okinawa Times, 24 de febrero de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://www.okinawatimes.co.jp/articles/-/538598

[41] “Henoko, 'pointed at Yamato,' Mr. Komesu of the petition” (Henoko, 'apuntando a Yamato', el Sr. Komesu de la petición). Asahi Shimbun, 7 de diciembre de 2018. Consultado el 17 de diciembre de 2020. https://www.asahi.com/articles/ASLCY6SMSLCYUTIL04K.html; “Kunitachi City Assembly, 'Stop Henoko construction,' adopted the petitioned submission” (Asamblea de la ciudad de Kunitachi, 'Detener la construcción de Henoko', adoptó la presentación de la petición). Mainichi Shimbun, 26 de junio de 2019. Consultado el 17 de diciembre de 2020. https://mainichi.jp/articles/20190626/ddl/k13/010/004000c

[42] Comité para una nueva propuesta para detener la construcción de la nueva base militar estadounidense en Henoko. 2020. “Assemblies that adopted the petitions” (Asambleas que aprobaron las peticiones). 2020. Disponible en https://henokostopaction2017.p-kit.com/page481790.html

[43] Se puede acceder a los videos de YouTube en https://www.youtube.com/channel/UC8Kxe-Wh3Baop2ui76xq5-Q

[44] “Please see the current situation of Okinawa': 40 students at Okinawa International University, letters to the UN Secretary General” ('Por favor, vea la situación actual de Okinawa': 40 estudiantes de la Universidad Internacional de Okinawa, cartas al Secretario General de la ONU). Ryukyu Shimpo, 9 de febrero de 2020. Impreso.

[45] Las fechas de los juicios son el 27 de febrero (5º), el 30 de julio (6º) y el 19 de noviembre (7º).

[46] Para una visión general de los procesos que avanzan hacia el juicio de repatriación, véase Uemura, Hideaki, Kihei Maekawa y Yasukatsu Matsushima. “Discriminations caused by the modern academics: Human remains issues of Ainu and Ryukyu, and international law” (Discriminaciones causadas por los académicos modernos: Cuestiones relativas a los restos humanos de los Ainu y los Ryukyu, y el derecho internacional). En Animated Discussions - Thinking About Ryukyu Independent; History, Education, Law, and Identity, Editado por Yasukatsu Matsushima y Kihei Maekawa. Tokio: Akashi Shoten (2020):151-157.

[47] “Kyoto University recognises its preservation of the old human remains from Motobu: Denial illegality and refusal of disclosure, repatriation trial” (La Universidad de Kioto reconoce su conservación de los antiguos restos humanos de Motobu: ilegalidad y negativa a la divulgación, juicio de repatriación). Ryukyu Shimpo, 22 de noviembre de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. Disponible en https://ryukyushimpo.jp/news/entry-1229437.html

[48] Centro Nirai Kanai nu Kai y Shimin Gaikou, op. cit.

[49] Centro Nirai Kanai nu Kai y Shimin Gaikou, op. cit. Sobre este tema, también se comparte el video de YouTube en https://www.youtube.com/watch?v=LMwabRhZ3jQ

[50] Nirai Kanai nu Kai es una organización de Okinawa para la repatriación y el entierro aéreo de sus ancestros

restos humanos en las tumbas originales.

[51] Nirai Kanai nu Kai y Centro Shimin Gaikou, op. cit.; “A statement by Professor Matsushima at UN 'The university should repatriate Okinawan human remains': Criticism on robbery and response by researchers” (Declaración del profesor Matsushima en la ONU: ’La universidad debe repatriar los restos humanos de Okinawa”: Críticas sobre el robo y respuesta de los investigadores’). Ryukyu Shimpo, 2 de diciembre de 2020. Consultado el 17 de diciembre de 2020. https://ryukyushimpo.jp/news/entry-1234870.html

[52] “Solidarity of human rights, from Okinawa: Research assembly, first time in Okinawa.” 26 February 2020. Print; Ryukyu Shimpo” (Solidaridad de los derechos humanos, desde Okinawa: Asamblea de investigación, por primera vez en Okinawa). Okinawa Times, 26 de febrero de 2020. Impreso; “Social discrimination, work together: Ginowan, human rights enlightenment assembly, until today” (Discriminación social, trabajar juntos: Ginowan, asamblea de esclarecimiento de los derechos humanos, hasta hoy). Ryukyu Shimpo, 27 de febrero de 2020. Impreso.

[53] “Proposals for revitalisation of Okinawan languages” (Propuestas para la revitalización de las lenguas de Okinawa). Ryukyu Shimpo, 27 de febrero de 2020. Impreso.

CONTINÚA CONECTADO

Sobre nosotros

El Grupo Internacional de Trabajo sobre Asuntos Indígenas (IWGIA) es una organización global de derechos humanos dedicada a promover, proteger y defender los derechos de los pueblos indígenas. Conócenos

 

 

Mundo Indígena

Nuestro anuario, El Mundo Indígena, ofrece un informe actualizado de la situación de los pueblos indígenas en todo el mundo. Descargar El Mundo Indígena

Reciba información actualizada mensualmente cuando se suscriba a nuestro boletín de noticias

Contáctanos

Prinsessegade 29 B, 3er piso
DK 1422 Copenhague
Dinamarca
Teléfono: (+45) 53 73 28 30
Mail: iwgia@iwgia.org
CVR: 81294410

Informar posible mala conducta, fraude o corrupción

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto